Criatura de la noche: vampiros

2
1215

dejame entrar

Película  sueca que rompe con el estereotipado mito del vampiro, y conmueve desde su abordaje sobre los afectos…


Criatura de la noche: vampiros. Let the Right One In. Suecia. 2008. Director: Tomas Alfredson.  Reparto: Kare Hedebrant, Lina Leandersson, Per Ragnar, Henrik Dahl, Karin Bergquist

 

Película  sueca de vampiros sorprendentemente atípica dentro del género fantástico. Afortunadamente, muy distante  de las criaturas que la saga “Crepúsculo” y la serie televisiva “True Blood” instalaron como moda, con sus vampiros estilizados, pálidos y de gestos seductores. Aquí hay genuinas bestias sedientas de sangre y de amor.

Cuarta película del cineasta sueco Tomas Alfredson que está ambientada, en 1982, en Blackeberg, un suburbio de Estocolmo.

Criatura de la noche: vampiros es poesía visual con elementos de violencia y sobrenaturales en escenarios helados y sombríos conglomerados de departamentos. Allí transcurre la historia de  Oskar (Kåre Hedebrant), un niño solitario e imaginativo que sufre del acoso de su entorno, y Eli (Lina Leandersson), una pequeña vampira recién llegada al barrio. Ellos están  condenados a encontrarse y a complementarse,  y de esa manera superar sus miedos.

Estética  nórdica, de ritmo pausado, con predominio de los silencios y en donde los elementos fantásticos son desplegados con increíble  naturalidad; ayuda el muy buen trabajo de sonido y de fotografía. La cinta desborda ternura en cada plano detalle y en sus desenfoques.

Una película  virtuosa en su narración, perturbadora, oscura e inesperadamente delicada que ofrece un sugestivo relato sobre la fragilidad y la amistad, el miedo, la incomprensión y la soledad  de dos adolescentes, de orígenes distintos, con padres ausentes,  y realidades en donde los adultos no saben lo que quieren, y la incomunicación es parte de ese paisaje. El terror y el amor en cada impulso, en un mismo movimiento.

En Criatura de la noche: vampiros hay más inquietud que terror, más impacto que miedo. Hay crudeza y sensibilidad que rompe con el estereotipado mito del vampiro, y que conmueve por su poética concepción sobre los afectos.

2 Comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.