Cine Asiático

0
1352


Muchos piensan que el cine de occidente, especialmente el de Hollywood, a perdido relación con el contexto y adhieren a conceptos ya probados, incluso estéticos. No sucede, de igual forma, en el cine de Oriente ya que del mismo surgen las películas más excéntricas y premiadas en los festivales más importantes.


Muchos piensan que el cine de occidente, especialmente el de Hollywood, a perdido relación con el contexto y adhieren a conceptos ya probados, incluso estéticos . Esto puede verse hasta en las películas llamadas “de arte”. Esto no sucede, de igual forma, en el cine de Oriente ya que del mismo surgen las películas más excéntricas y premiadas en los festivales más importantes. Películas que se caracterizan por un alto juego de la imaginación, ofreciendo diversos aspectos y morfologías, con una narratividad que suele irritar (y mucho) al público de occidente, ya que debe hacerse un gran esfuerzo para seguir las historias que en ellas se cuentan.

En Hong Kong, Taiwán y China hay muchos problemas industriales pero eso no detiene el surgimiento de películas excitantes e innovadoras. Lo mismo pasa en Tailandia: si bien aún no hace muchas películas, el nivel creativo es enorme.

Lo que distingue a esta nueva ola de productos fílmicos de las películas asiáticas vistas a fines de los años ‘80 o inicios de los ‘90
es la ausencia de intencionalidad en el momento de vender su cultura, el turismo o los rasgos de pintoresquismo, sino todo lo contrario.
Suelen ser películas eclipsadas, hechas con poco dinero, en las calles y de manera independiente.

Lo importante es que más allá de los conflictos industriales que viven los países asiáticos, esto no impide que se genere en ellos un cine innovador. Una cinematografía que se inmiscuye en las relaciones humanas, el paso del tiempo y que –por sobre todo- llama la atención de la industria “del primer mundo”. Con todo esto podría verse a las
producciones asiáticas como el cine del futuro.

Corea: en los últimos años vivió un gran despegue comercial interno (el thriller Shiri superó a Titanic), a la vez que
una nueva camada de directores comenzó a surgir desde su fuerte exposición en el Festival de Cannes de 1998.

Directores y películas fundamentales:

Hong Sang- Soo con “El poder de la provincia de Kangwoon”, proyectada en el Festival de Bs. As.

Jang Sung- Woo con “Un pétalo”, “película mala”, “infinita”, “inacabable”; “Mentiras”, las dos últimas fueron exhibidas en el Festival de Bs. As. la última fue prohibida en su país.

China: se trata del país más populoso de la región y fue el encargado del renacimiento en el interés por el cine oriental
a fines de los ochenta, con las películas de la llamada 5ta. Generación (Chen Kaige y Zhang Yimou, entre otros). Hoy vive la fuerte aparición de una nueva camada de cineastas.

Directores y películas fundamentales:

Zhang Yuan con “Detrás de la ciudad prohibida”, “17 años”.

Zhang Yimou “Sorgo rojo”, “Esposas y concubinas”, “El camino a casa”, “Heroe”, “La Casa de las Dgas Voladoras”.

Tailandia: su cinematografía surgió con mucha fuerza en el último año, y es la nueva moda en el movimiento de
tendencias del cine asiático. En sus obras se combinan las producciones comerciales de género con películas de autor.

Directores y películas fundamentales:

Pen-Ek Ratanaruan “Fun Bar y Karaoke”, “6ixtynin9”, mención especial Berlín 2000.

Raymond Red “Anino”, Palma de oro Cannes 2000 al mejor cortometraje.

Hong Kong: establecida como industria desde la
década del ‘20, se transformó en productora a escala mundial de
películas de Kung Fu en los ‘70 y de acción en los ‘80. Luego del
traspaso a China y de la mudanza a EE.UU de sus más importantes
nombres, hoy se debate en una encrucijada.

Ringo Land “City on fire”, “Prison on fire”.

Stanley Kwan “Rouge”, “Red Rose”, “White Rose”.

John Woo “Una Bala en la cabeza”, “Contaracara” y “M:I 2”.

Japón: la fama de cine japonés se extiende desde
hace décadas. Para occidente, el descubrimiento fue en los años 50, con
la obra de Kurosawa, Ozu, Mizoguchi. En los ‘90 surge un movimiento
independiente y se empieza a hablar de un recambio cuya figura
internacionalmente más destacada es Takeshi Kitano.

Directores y películas fundamentales:

Kishosi kurosawa “Cure”, “Carisma”.

Shin Ya Tsukamoto “Tetsuo”, “Tokio Fist”.

Sabu “Postman blues”, “Monday”, premio Fipresci de Berlín 2000.

Takeshi Kitano: “Flores de fuego”, “Escenas frente al mar”, “Hermano”, entre varias más.

Taiwán: de complicado devenir político el cine en
este país renació con la llamada New Wave de un grupo de jóvenes
realizadores a mediados de los años 80. Hoy, con esos nombres ya
transformados en celebridades festivaleras (Hou Hsiao-Hsien, Edward
Yang), la familia se agranda con el aporte fundamental de Tsai
Ming-Liang.

Directores y películas fundamentales:

Ang Lee “El banquete de bodas”, Oso de Oro Berlín 93 y nominación al
Oscar; “Comer, beber, amar”, nominada al Oscar; “Sensatez y
sentimientos, Oso de Oro Berlín 95, Globo de Oro; “The Ice storm”,
mejor guión Cannes 97. “El tigre y el dragón”, “Hulk”, “Brokeback
Mountain”.

Edward Yang “Yi Yi”, Mejor director Cannes 2000.

Tsai Ming- Liang “El Río”, “Viva el Amor”, “El agujero”, “¿y allí que hora es?”.

DIRECTORES DEL CINE ORIENTAL

SHO HI IMAMURA ( El genio desconocido) (Japón)

Dos veces ganador de la Palma de Oro del Festival de Cannes. Está considerado como uno de los grandes directores del cine japonés contemporáneo que a traves de sus películas es capaz de sacar a la luz los aspectos más oscuros del japón moderno.

Nacido en Tokio en 1926, Imamura se inició como asistente del  maestro Yasujiro Ozu. En los años 50 junto a Nagisa Oshima y Imasahiro Shinoa crearon la llamada “nueva ola japonesa”.

Sus películas:

Deseo infinito (1958). Comedia negra.

Mi segundo hermano (1959).

Cerdos y acorazados (1961).

La mujer insecto (1963). Uno de los títulos más admirados de este director.

Intenciones de asesinato (1964).

El pornógrafo (1966).

El profundo deseo de los dioses (1968). La obra maestra de Imamura.

La venganza es mía (1979). Mejor película japonesa de los 70.

Eijanaika (1981).

La balada de Narayama (1983). Palma de Oro en Cannes 1983.

Lluvia negra (1989).

La Anguila (1997). Palma de Oro en Cannes 1997.

Kanso Sensei / Doctor Akagui (1998).

Once películas inéditas en la Argentina integraron una retrospectiva sobre este director.

KIYOSHI KUROSAWA (Japón)

Kiyoshi Kurosawa, nació en la isla de Kobe, es sociólogo, ex dibujante, ejerció la crítica cinematográfica y viene filmando más de una película por año desde hace una década y media.

El año pasado estrenó tres películas distintas en los tres festivales más importantes del mundo, Cannes con “Carisma”, Berlín con “Apto para la vida” y Venecia con “ Vanas ilusiones”. La filmografía de este director asciende a más de 20 películas, desde su arranque en 1983. Sus films van del porno-soft hasta la (falsa) fábula ecológica y desde el thriller metafísico pasando por varias clase B de terror.
Parece ser que no hay género, ni formato, ni presupuesto que le sean ajenos.

Kurosawa comenzó a ser reconocido con la película “Cure” un thriller paranormal o fábula sobre la pérdida de identidad que deslumbró a la crítica francesa y llamó la atención de muchos críticos que comenzaron
a rastrear su filmografía. Filmografia que arranca desde el año 1983 con la película Kandagawa Wars que pertenece al género pinku eiga.

La excitación de la chica Do-Re-Mi-Fa es otro de sus más reconocidas películas. Desde fines del 80 Kurosawa buscó refugio en el cine de terror. Se destaca “El guardián del subsuelo”, el año 1997 parece haber sido el particularmente fértil, ya que en ese período completó 5 de sus películas. Kiyoshi se caracteriza por el dominio de la puesta en escena
con un máximo grado de depuración y concisión cinematográficas.

La implacable geometría narrativa se corresponde con encuadres siempre distanciados, cortados como al ras, desde donde Kurosawa sigue las acciones con la mínima cantidad de cortes. Todo esto acompañado con
poca música y un sutil sonido.

Otras de sus nombradas y recordadas películas son: El Héroe, El camino de la serpiente, Ojos de araña, una visita del destino, La cicatriz que no desaparece y La Venganza.

TAKESHI KITANO (Japón)

En Japón, desde hace al menos dos décadas, Kitano es la personalidad más popular del mundo del espectáculo: empezó a construir su fama con su labor como comediante, creció en la TV hasta formar parte de 9 programas al mismo tiempo, escribe columnas de opinión en múltiples medios y editó todo tipo de libros. Comenzó su carrera por casualidad cuando el que iba a ser el director del proyecto Violent Cop abandonó, a comienzos de 1989. Kitano, además de protagonizar esta película pasó
a dirigirla.

Está considerado el Marcelo Tinelli de la Argentina con programas de TV con ratting altísimo.

Sus películas o volúmenes (La obra de Kitano está compuesta de volúmenes):

Violen Cop (1989).

Sonatines (1993)

Kid’s Return (1996)

Flores de Fuego (1997). León de Oro en Venecia 97. estrenada en Argentina en 1999 (Con el nombre de Hana-bi).

El verano de Kikujiro (1999).

Brother (primera película en EE.UU). Policial

“Zatoichi” (2004)

WU TIANMING (El Rey de las Mascaras)

Una película del director Wu Tianming que pone en escena los
avatares de una infancia difícil en el marco de la pobreza y el peligro
de la China de comienzos del siglo XX. La película propone una hermosa
fábula. Es interesante recordar que “El rey de las Máscaras” ganó 21
premios internacionales como película para chicos, pero es un producto
que va mucho más allá del cine infantil.

TSAI MING – LIANG (El Río) (Taiwán)

Tsai Ming – Liang autor de cuatro películas hasta la fecha y ganador de varios premios en festivales mayores.

Tsai no es taiwanés, sino malayo y está considerado como uno de los
grandes descubrimientos cinematográficos de la década pasada. Nació en
1957, emigró a Taiwán a los 20 años y se formó en el teatro y la
televisión.

Cierta obsesiones temáticas como la incomunicación urbana, la
soledad de todos sus personajes y obsesiones estilísticas como la
preferencia por filmar solo tiempos muertos, llevaron a que lo
bautizaran “El Antonioni de fin del siglo”.

Sus películas:

Rebeldes del Dios Neón (1992).

Vive L’amour (1994). León de Oro en Venecia.

El Río. Se llevó el Oso de Plata en Berlín en 1997 y deslumbró a Scorsese.

The Holes. Premiada con una Palma de Oro en Cannes 98. Film bizarro.

¿Y Allí que Hora es? (2004)

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.